martes, 14 de octubre de 2014





14 de octubre de 2014

Queridos amigos y lectores de mis redes sociales y de mi página web: estoy muy agradecido con ustedes por sus palabras y por todos esos detalles que han tenido desde que se destaparon los resultados de los Premios Bellas Artes. Haber ganado el Juan Rulfo de Primera Novela es como haber terminado mi etapa de adolescente, para convertirme en adulto, o dicho de otro modo, mi etapa de cuentista, para escribir novelas. Qué bonito es crecer escribiendo.
Estoy agradecido con la prensa de Tijuana y Zacatecas por su bondad y solidaridad, al haberle hecho difusión a mi trabajo tras el resultado del INBA, pero sobre todo con los jurados que deliberaron a favor de Nunca más su nombre, y con Flor Cervantes, que desde enero de 2014 me escuchó a la hora de escribir esta novela y los otros proyectos que inicié. No sólo le debo las tantas veces que me hizo entrar en razón, cuando más terco me ponía, le debo la novela entera y otras más que vienen.   
También estoy agradecido con Édgar Adrián Mora, que siempre se da el tiempo de leerme y aconsejarme, y con Hermann Gil, que me acompañó durante la revisión de esta novela, así como con Jánea Estrada, que siempre ha visto por mi trabajo, no sólo publicándolo en La gualdra, sino compartiéndolo con sus amigos cercanos.
Aunque las palabras a veces son insuficientes para expresar lo que siente un corazón, no quería que pasara un día más sin haber escrito esto para ustedes.   
  

JOEL FLORES



Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...